lunes, 28 de mayo de 2012

LA AMISTAD: ALIMENTO Y ENERGÍA VIVA



La amistad es un grado, eso es lo que dicen, para mí es mucho más y también quienes me conocen lo saben.

La amistad es ese don preciado que no debemos descuidar y por el contrario alimentar día a día. Un acto tan sencillo como ofrecer lo mejor de uno mismo sin esperar nada a cambio y la verdad, si se hace de forma desinteresada, la recompensa es aún mayor de la que cualquiera puede imaginarse.

No es material, es espiritual y energética y cuando entra en uno es una explosión de sanciones por vivir y descubrir día a día.

Me siento orgulloso de cada uno de mis amigos, me siento un privilegiado de tener incluso amigos a los cuales no he visto nunca, pero como ha sucedido, en el primer encuentro, es como si lo fuéramos de siempre. Porque aún por redes sociales, hay mucha gente que su comportamiento es tan natural como en la calle.

Ayer tuve una gran muestra de amistad. Todos los que acudieron a la caseta 268 que la Editorial Odisea tiene durante la Feria del Libro de Madrid y a los compañeros y amigos escritores que estaban en otra de las casetas. Pasamos una tarde mágica y el recuerdo de muchos lectores a los que no conocía personalmente. Espero se repita en los días que me quedan por firmar. Me llenaron de vida y energía. Y luego por FACEBOOK muchos de los que no pudieron acudir, se alegraron por el éxito. Un post con muchos: Me gusta.

Gracias a todos mis amigos, gracias a quienes siempre están a mi lado, gracias a quienes se interesan por mi estado sea el que sea. Gracias por todo a todos, por ser como sois.

2 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Muchas gracias, no he dicho nada que no sea verdad y pobre Peseta, como la añoro.

      Eliminar